10 de octubre: Día mundial de la Salud Mental: “Trabajar sin máscaras. Emplear sin barreras”

Cada 10 de octubre se celebra el Día Mundial de la Salud Mental, con el objetivo general de concienciar sobre los problemas relacionados con la salud mental y movilizar esfuerzos para ayudar a mejorarla. El día de la salud mental supone una oportunidad para los trabajadores sanitarios del área de la salud mental para hablar de su trabajo y de todo lo que todavía es necesario hacer.

El lema escogido este año por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es “ La salud mental en el lugar de trabajo.”.

dejar las drogas - problemas alcohol - alcoholismo - dejar de beber - adicciones

Por otro lado, la Confederación Salud Mental España celebró ayer en el Congreso de los Diputados un acto conmemorativo del Día Mundial de la Salud Mental bajo el lema ‘Trabajar sin máscaras. Emplear sin barreras’.

En el acto han intervenido la presidenta del Congreso, Ana Pastor; el presidente de Salud Mental España, Nel González, y miembros del Comité Pro Salud Mental en Primera Persona de esta confederación, que han leído el manifiesto elaborado con motivo del día mundial.

Trabajar sin máscaras. Emplear sin barreras

Con el lema ‘Trabajar sin máscaras. Emplear sin barreras’ se quiere hacer hincapié en dos aspectos fundamentales sobre empleo y salud mental. Por un lado, destacar la importancia de que los empleadores faciliten que las personas con problemas de salud mental ejerciten su derecho a acceder y mantener un empleo, adaptando sus puestos de trabajo y eliminando todo tipo de barreras.

Por otro lado, se anima a “trabajar sin máscaras”, haciendo un llamamiento a que en los entornos laborales se hable sin tabúes y se cuide la salud mental como un aspecto más de la salud de las personas, se prevengan los trastornos mentales y se comprenda a las personas que los sufren.

 

Vergüenza a ser rechazados

 

Y es que uno de los problemas que tenemos las personas que padecemos alguna enfermedad mental es la vergüenza a dar a conocer nuestro problema ante la sociedad por el miedo a ser rechazados. El personal sanitario debería tratar a las personas con enfermedad mental de igual manera que el resto de enfermos de distintas patologías y no tratarnos como hipocondríacos cuando acudimos a los centros médicos por otra enfermedad que no tenga relación con la mental.

​A veces somos nosotros mismos los que nos creamos nuestro propio autoestigma, al no saber valorarnos, independientemente de lo que opine la sociedad. El hecho de que algunas personas nos pongan una etiqueta por tener una enfermedad mental no debería llevarnos a perder la confianza en nosotros mismos y no deberíamos sentir esta vergüenza porque se trata de una enfermedad que puede afectar a cualquiera.

​Lo primero que tendríamos que hacer es recurrir a los profesionales de la salud mental, a la familia y amigos. Los enfermos debemos hacer todo lo posible para adaptarse a su situación, aunque a veces resulte difícil. Nosotros debemos tratar de integrarnos en la sociedad, a pesar de los obstáculos y barreras con las que nos podemos encontrar.

​Además, la sociedad debería entender la situación en la que nos encontramos y tener más empatía y respeto por nosotros. Con el apoyo de los amigos y su comprensión nos sentiríamos mejor. En este momento nos daremos cuenta de cuáles son nuestros verdaderos amigos.

​Es muy importante el papel que desempeña nuestra familia en la enfermedad, puesto que según el grado de implicación de la misma en la recuperación, esta se producirá antes o después. El personal sanitario debería también hacer un esfuerzo para informar a la familia sobre la enfermedad del paciente.

 

La salud mental en el lugar de trabajo

 

Durante la vida adulta pasamos gran parte de nuestro tiempo en el trabajo. Nuestra vivencia en el trabajo es uno de los factores que determinan nuestro bienestar general.

Los empresarios y directivos que ponen en práctica iniciativas para promover la salud mental en el entorno laboral y prestan apoyo a los empleados que padecen trastornos mentales comprueban que no solo se obtiene una mejora de la salud del personal, sino que también se produce un aumento de la productividad. En cambio, un entorno de trabajo adverso puede ocasionar problemas físicos y psíquicos, un consumo nocivo de sustancias y de alcohol, absentismo laboral y pérdidas de productividad.

Los trastornos por depresión y por ansiedad son problemas habituales de salud mental que afectan a la capacidad de trabajo y la productividad. Más de 300 millones de personas en el mundo sufren depresión, un trastorno que es la principal causa de discapacidad, y más de 260 millones tienen trastornos de ansiedad. De hecho, muchas personas padecen ambas afecciones.

Las personas con problemas de salud mental se enfrentan a muchas barreras para su integración laboral. Los entornos de trabajo poco saludables, la falta de adaptación en los puestos de trabajo y los prejuicios son algunas de las principales dificultades.

De hecho, la discapacidad a causa de una enfermedad mental tiene una tasa de empleo de solo un 15,9 por ciento, siendo la más baja dentro de la discapacidad, según una encuesta realizada por el INE en diciembre de 2016.

 

No te conviertas en una etiqueta.

 

Hoy en día tenemos muchas técnicas y formas de poder evaluar a la persona, para diagnósticos de trastornos mentales pero estas técnicas no pueden ser utilizados de manera aislada. Cuando no le damos la importancia que merece al diagnóstico, no dedicándole el tiempo necesario ni los instrumentos adecuados que ayudarían a definir más certeramente el problema, tenemos como consecuencia directa un tratamiento más prolongado y menos certero de lo que el caso concreto requeriría.

person-not-diagnosis

Hay que acabar con el estigma y quitar las etiquetas a las enfermedades mentales. Somos personas normales a las que nos gusta hacer deporte, tener amigos, disfrutar de la vida familiar, etc. Normalizar eso es una batalla que libramos diariamente.

 

También puede interesarle:

No te conviertas en una etiqueta. Somos más que nuestros síntomas.

Tipos de enfermedades mentales: trastornos de personalidad

Hoy se suicidarán 10 personas en España y 20 más lo intentaran

Patología dual, ¿primero el huevo o la gallina?

Síndrome del emperador o del niño tirano: cómo detectarlo

La adicción, presente en la mayoría de trastorno mental: Patología Dual

La potomanía, un trastorno desconocido

El síndrome Selfie: de la moda al narcisismo

Esas pastillas blancas para dormir… ¿Solución o problema?

Lavarse las manos… ¿higiene o trastorno obsesivo compulsivo?

Encefalopatía de Wernicke-korsakoff

Esto es lo que realmente significan los tatuajes de punto y coma