Condenan a 28 años a dos funcionarios de ‘la mafia del corazón de cerdo’

La trama introducía heroína, alcohol y móviles en las cárceles y traficaba con los presos

 

La Audiencia Provincial de Baleares ha condenado a dos funcionarios de Instituciones Penitenciarias a un total de 28 años y cuatro meses de cárcel por urdir actividades ilegales en el centro penitenciario de Palma entre 2002 y 2008, entre ellas el envío de una caja con un corazón de cerdo en estado de putrefacción al director de la prisión, la entrada de aparatos prohibidos en la cárcel y la venta de bebidas alcohólicas, cocaína y heroína.

La sentencia acredita que introducían en los módulos botellas de alcohol, heroína, cocaína, móviles y tarjetas y traficaban con ello con los internos.

En la cárcel había palizas y silencios, privilegios y castigos, abusos sexuales a cambio de droga y permuta de las pruebas de control de orina.

 

El caso estalló en los juzgados cuando la esposa del director de la prisión recibió en su domicilio un paquete que contenía un corazón putrefacto, parecido al humano, pero que era de cerdo. Un presa de confianza, de tercer grado, compró la víscera en una carnicería.

Tráfico de droga, prisión, tráfico cocaína, heroína, drogas. Adicciones, tratamiento drogas, desintoxicación, desintoxicación drogas, heroína, dejar las drogas, La GarrigaAntonio Cao, funcionario de 43 años, autor del envío macabro que dio nombre a la complicada investigación policial Operación K.O, ha sido penado con 16 años de reclusión por atentado a un agente de la autoridad, cohecho, delito contra la salud, abusos y revelación de secretos.

La corrupción es despreciable desde todos los puntos de vista, pero si hay algo que repugna es que la cometa un miembro de un cuerpo de una Administración pública”, en este caso de Instituciones Penitenciarias, que “tiene como fin primordial la reeducación y la reinserción de los sentenciados a penas”, tiene a su cargo “una labor asistencial y de ayuda a los internos y por eso mismo tiene la obligación legal y moral de ser honrado y honesto”, subraya la sentencia en sus fundamentos jurídicos.

Al funcionario Mario Fernández, de 46 años, se le condena a 12 años de cárcel. Según la sentencia, Fernández “en competencia con el anterior acusado, desplegó unas actuaciones similares para rivalizar” con la banda de la competencia.

Un preso arrepentido, gracias al pacto de conformidad, asume una pena de seis meses: reconoce que recibió el móvil clandestinamente, su esposa pagó por 500 euros al funcionario.

Sin duda causaron un grave perjuicio no sólo a los internos que, en atención a su adicción, debilidad emocional y falta de libertad, y sobre todo miedo y temor, accedieron a sus pretensiones”, incide la Sala, aseverando que esa “perversidad e inocuidad” a través de esa “trama corrupta” debe tener “su reflejo penológico puesto que sin duda repercutió y traicionó el crédito de Instituciones Penitenciarias.

 

Cuatro características principales del alcoholismo ¿Como dejar el alcohol?

Tipos de droga: El Spice (marihuana sintética)

Un joven muere de sobredosis en la habitación de un lujoso hotel de Madrid.

Detenido el concejal de IU en Almogía con 180 plantas de marihuana en su vivienda.

Mojar tampones en alcohol, nueva moda adolescente.

© 2017 por Elena Martí Nabona - TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS